¿Sabías que el nieto del fundador de LEGO, Anders Kirk Johansen, le apasionan los autos? ¿Lo sabías?… Apuesto a que si. Y es que si te apasionan los autos es muy probable que en Navidades, Día de Reyes, en tu cumpleaños o en alguna ocasión especial te hayan regalado una caja de cubos LEGO. Y por supuesto esa caja de cubos LEGO te sirvió para construir ese coche súper veloz y ultra moderno de tus sueños. De acuerdo a mi criterio, considero que este artículo podría aproximarse más a ser un catálogo de autos LEGO por la gran cantidad de fotos que se pueden incluir.

Hagamos un poco de historia.

Fundada en 1932 por Ole Kirk Christiansen, quien era un carpintero natural de Billund, (Dinamarca). Desde sus inicios la empresa ha estado controlada por la familia. En sus inicios el Sr. Ole se dedicó a fabricar juguetes de madera, luego en el año 1949 se introdujo el plástico como material de construcción de todas las piezas LEGO. La familia decidió que podía comercializar los ladrillos usando colores vivos y la inspiración para esa decisión provino de los cuadros del pintor Piet Mondrian. Finalmente en el año 1958 llegó la idea que conquistaría el mundo al patentar el “sistema de enganche” de tubos bajo los ladrillos que permite armarlos en forma estable y ofreciendo miles de combinaciones.

El futuro se hace presente.

Hace poco la compañía lanzó al mercado una extensa variedad de kits de automóviles. Allí se pueden encontrar modelos muy sencillos o complicados dependiendo del número de piezas o el tamaño del kit. No deja de ser sorprendente que también existan modelos a escala real, como el McLaren Senna en cuya fabricación se emplearon casi medio millón de piezas, 450.000 para ser precisos. Y alrededor de 2.750 horas de construcción, unas 2.000 horas para el diseño, es decir, que se emplearon casi 5.000 horas para la finalización de este modelo.

Y si amas al legendario piloto de Fórmula Uno, Ayrton Senna, es imposible no amar la firma y los coches que usó el piloto. Es posible que así haya surgido la pasión que uno de los nieto de la familia, Anders Kirk Johansen posee por la marca Mercedes. Él conserva en un impecable estado el Mercedes 380S W126 que su abuelo adquirió en su momento. Otros primos también conservan y cuidan otros autos de la misma marca que por supuesto también compró el abuelo.

Y bueno si se ama un auto, se pueden amar todos los autos ¿cierto? o quizás casi todos. Es con estas razones que el Sr. Johansen tiene una buena colección de vehículos clásicos. No los colecciona de una sola época o de una sola marca, él prefiere autos que le emocionen. Algunos de los modelos que quiero destacar son el Cadillac V16 del año 1934, la camioneta Chevy de 1954, que se volvió muy popular en Estados Unidos entre granjeros. Así mismo podemos encontrar el Aston Martin DBS Volante. En pocas palabras este nieto es fan de los coches potentes, con sonido personalizado, de cambio manual, que le permiten sentir el camino y le transfieran el placer de conducción.

Y cuando se tienen ideas y amor por los autos, al Sr. Anders Kirk Johansen se le ocurrió la idea de crear MY GARAJE. Valga decir que es un garaje, un lugar para los coleccionistas y amantes de los autos clásicos. Cuya función principal es asegurar la custodia, el mantenimiento, la reparación y asegurarle al propietario el uso de su coche clásico en cualquier momento.

Estimado lector, si me permite incluir mi visión, considero que el amor y la pasión que siente la familia por los automóviles. Es lo que permite incluir tantos y tan variados kits de autos LEGO. Parece que detrás del negocio existe algo que podemos llamar amor y pasión por los autos. ¿Qué opina usted?

Lo invitamos a dejarnos sus comentarios, anímese, escríbanos.